viernes, 29 de diciembre de 2017

La selección femenina de Noruega cobrará lo mismo que la masculina


Los hombres cederán parte de su salario actual para aumentar el de las mujeres

La Federación de Noruega y los jugadores de la selección masculina de fútbol han marcado un gol a favor de la igualdad. Gracias a un acuerdo con la asociación que representa a los futbolistas (NISO), las jugadoras recibirán el mismo sueldo que los hombres por jugar en el equipo nacional. Las futbolistas duplicarán el dinero que le dan anualmente: pasarán de 330.000 euros a 640.000. Una cifra que incluye los 58.000 euros que los jugadores de la selección masculina darán de sus ingresos comerciales. La bolsa masculina bajará de 700.000 euros a 642.000 euros.

“Esto tal vez es algo pequeño para ustedes, tal vez ni siquiera lo noten en sus bolsillos. Pero es todo para nosotras”, eso dijo Caroline Graham Hanse, de 22 años, jugadora del Wolfsburgo e internacional con Noruega, una selección femenina que tiene en sus palmarés un Mundial, dos Eurocopas y un oro olímpico, y es la 14ª en la clasificación de la FIFA. La selección masculina solo ha participado en tres Mundiales y en una Eurocopa. Son el 72º equipo del mundo.

Por un mundo donde seamos socialmente iguales,
humanamente diferentes y totalmente libres. (Rosa Luxemburgo)

Marta García Pineda 6ºB

martes, 19 de diciembre de 2017

Un padre de Bizkaia se pinta las uñas para que su hijo pueda hacerlo cuando quiera

A Luken, un niño de un pueblo de Bizkaia, le encanta pintarse las uñas. Un día le contó al padre, Fernando Ruiz, que en su clase le decían mariquita y que era una niña. Se enfadó mucho y pensó en alguna forma de que quejarse. Entonces, el 11 de diciembre, Ruiz le pidió al hijo que le pintara las uñas. Más tarde, ambos se hicieron algunas fotos y las colgó en Facebook junto a este mensaje:
  
“A mi hijo le encanta pintarse las uñas y yo le apoyo dejando que me las pinte.

Lo hago debido a que últimamente pide que se las limpiemos antes de ir al colegio porque algunos de sus compañeros de clase de 5 AÑOS se burlan y comentan que es una niña o un mariquita y él se pone triste.

Intentamos convencerle de que el problema lo tiene el que mira sin ver, pero es duro verle así.

Aunque lo que más me entristece a mí es el estado del cerebro de esos niños que sin duda están siendo encauzados hacia unas ideas retrógradas, anticuadas y sexistas.

Pido a los padres que piensen en el tipo de ideas que están implantando en esos cerebritos en pleno desarrollo y qué cicatrices les van a provocar. Además de lo que va a costar borrarlas, si es que es posible.

Vivan las uñas de colores.

Viva Luken.

La publicación de Fernando ha captado mucha atención. Lleva más de 30000 compartidos. También hay muchos otros casos parecidos que no deben ser guardados.


Antonio García-Xarrié Araújo 6ºB